Síndrome de Down: Consejos para el cuidado adecuado de los niños

Según la Sociedad Peruana de Síndrome Down, uno de cada 700 peruanos nace con esta condición. Bajo este contexto, los bebés con Síndrome Down tienen una copia extra del cromosoma 21 y no se desarrollan de manera similar a uno que no lo tiene.

El Dr. José Recoba, pediatra de Colloky, precisa que los niños que nacen con esta condición pueden presentar discapacidad intelectual, problemas anatómicos, cardiopatía congénita, problemas gastrointestinales,  entre otros, los cuales necesitan ser tratados desde que son bebés. Por esa razón, brinda consejos para el cuidado adecuado de los niños con Síndrome Down.

  1. En el primer trimestre del embarazo, se recomienda que las mujeres gestantes realicen la prueba de translucencia nucal, lo que permitirá ver si el feto tiene Síndrome Down. De ser positiva la prueba, estarán a tiempo para hacer un seguimiento más exhaustivo al corazón y aparato digestivo del bebé.
  2. Los niños que nacen con Síndrome Down pueden tener problemas de vista, como estrabismo, cataratas; problemas cardiacos, de audición, pero principalmente de comunicación. Por esa razón, es fundamental realizar exámenes que ayudarán a los padres a desarrollar las terapias adecuadas para que los niños puedan llevar una vida saludable e independiente.
  3. Los niños con Trisomía 21, nacen con un bajo tono muscular, por lo que tienen menos equilibrio que el resto de niños y menos capacidad de explorar lo que los rodea. Por esa razón, el pediatra José Recoba, especialista de Colloky, recomienda realizar fisioterapias, lo que ayudará a estos niños a mejorar sus habilidades motoras permitiéndoles sentarse, gatear y caminar por sus propios medios, así como, coger objetos con las manos y jugar.
  4. Para desarrollar la comunicación del niño, se recomienda estimular un lenguaje más complejo, que le permita armar frases completas con sus propias palabras para que pueda comunicarse. Además, se puede cambiar el ambiente del niño, moviendo sus juguetes para que pueda solicitarlos.

“La estimulación temprana es fundamental en el crecimiento de un niño con Síndrome Down, los padres deben realizar un conjunto de actividades desde el nacimiento del bebé hasta los seis años de edad, para mejorar sus capacidades y permitirles ser independientes y autónomos en el futuro.” Indicó el Dr. José Recoba, pediatra de Colloky.

Recuerda que cada niño es diferente, por esa razón, las actividades que se realicen para ayudarlos deben adaptarse a cada caso y convertirse en parte de su vida cotidiana para mejorar su desarrollo y su grado de discapacidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *